RECETA: Lubina estilo marroquí

Hace unos días me puse a buscar unas fotos en el ordenador, y me encontré las fotos de los últimos viajes a Marruecos. Si hay algo que me cautivó de verdad de este país fue su comida. A pesar que hace años comía fatal y de cuatro cosa contadas, fue llegar a Marruecos y querer probarlo todo, ¡hasta comí cordero!. Por eso esta semana he vuelto a cocinar comida marroquí y esta semana ha tocado la “lubina estilo marroquí”.

Nunca había cocinado pescado como en Marruecos, la verdad que en nuestros días en Imsouane todo el pescado que comíamos era a la brasa. Pero cuando vi la lubina ayer en el congelador busqué una receta marroquí para poder prepararla.

Buscando en internet encontré esta receta de Dorada estilo marroquí de Estoy hecho un cocinillas. Ya sabéis que yo leo las recetas y luego las interpreto a mi manera. El resultado ha sido bastante bueno, solo os diré que debería haberla dejado macerar más tiempo en chermoula, el adobo que lleva este pescado. ¡Os dejo con la receta!

Ingredientes

  • 1 Lubina (yo la he pedido sin cabeza) porque para mi sola la divido en dos.
  • 1 patata mediana.
  • 1 zanahoria grande.
  • 1 tomate.
  • Pimiento verde y rojo.
  • 1 Cebolla pequeña.
  • Sal y pimienta.
  • AOVE
  • Perejil, mejor si es fresco, si no de bote.
  • Cilantro, también mejor si es fresco.
  • Especias, yo he utilizado una especial para pescado marroquí. Pero podéis hacerla en casa con pimentón dulce, pimienta negra y comino).
  • 1 limón.
  • 2 Dientes de ajo.

Elaboración

Lo primero que tendremos que preparar es la chermoula, para esto necesitaremos 1/2 tomate, AOVE, el perejil, el cilantro, las especias, zumo de limón, los dientes de ajo y sal. Yo he puesto todo en la picadora manual, también vale la batidora.

Una vez lista la chermoula, la untamos por toda la lubina; arriba, abajo, y si es una pieza entera también por dentro. Lo ponemos en una bandeja bien empapado del adobo y lo tapamos. Aquí es importante que lo dejéis unas cuantas horas, yo lo dejé solo dos horas y creo que no cogió todo el sabor que debería. Así que quizás podéis hacerlo el día antes si es para comer o por la mañana si es para cenar.

Bien, segunda parte. Ponemos a precalentar el horno a unos 175ºC arriba y abajo. Lavaremos, pelaremos y cortaremos en finas lonchas las patatas y la zanahoria. En una bandeja para horno untaremos un poco de AOVE y colocaremos primero la zanahoria y después las patatas, añadimos un poco de sal y pimienta. Tapamos con papel de aluminio y horneamos durante 20 minutos.

Mientras tanto cortaremos la cebolla y los pimientos en finas tiras. También la otra mitad del tomate en rodajas finitas. Lo colocamos encima de las patatas todo y podemos volver a poner un poquito de sal. Horneamos por otros 20 minutos.

Aquí ya colocamos el pescado en la bandeja y lo volvemos a dejar unos 20 minutos o 30. Yo a pesar de que he hecho media lo he dejado unos 30 minutos porque me daba la sensación de que el pescado no estaba listo. Pero eso lo podéis controlar a ojo, cuando la piel se despegue fácil de la carne ahí estará.

Y así es mi versión de la receta de Estoy hecho un cocinillas. ¿Vosotros también interpretáis las recetas a vuestra manera? ¿O sois de seguirlas al pie de la letra?

¡Feliz jueves!

Facebook · Instagram · Pinterest

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.